Consúltalo con la almohada

Pasamos muchas horas eligiendo el colchón ideal pero, ¿y la almohada? Hay que darle la importante que merece para un descanso de calidad. 

Para garantizar el mejor descanso posible deberías prestar atención a un trío muy especial: colchón, base y almohada. Destinamos mucho tiempo a elegir el colchón que queremos pero, ¿le damos la misma importancia a la almohada? Pasamos un tercio de nuestras vidas sobre ella, así que lo mejor es comprar la que mejor se adapte a nuestras características personales. “La almohada es el elemento más personal del equipo de descanso”, nos recuerdan desde Asocama (la Asociación Española de la Cama). De hecho, es tan importante que a veces hasta nos la llevamos de viaje.

Almohadas sobre la cama

Una buena almohada garantiza un descanso saludable y reparador, que es el gran objetivo del sueño. Haciendo una buena búsqueda seguro que encuentras una almohada suave, cómoda y que se adapta a tu comportamiento durante la noche.

¿Existe la almohada ideal?

Pikolin ofrece todas las tecnologías y opciones para que encuentres la almohada que más se adapta a tus necesidades y forma de dormir. Por ejemplo, hay algunas almohadas preparadas para las personas que se mueven mucho durante la noche, que no deberían escoger el mismo modelo que una persona que le gusta dormir boca abajo. Duermas como duermas, lo importante –tal y como recuerdan los médicos– es dormir siempre con almohada y cada persona con la suya.

Una vez que sabemos, gracias a Asocama, que “la almohada correcta es aquella que mejor mantiene la posición natural de la columna”, debemos analizar cómo dormimos para elegir con certeza el modelo que necesitamos.

El material también es muy importante. Fibra, viscoelástica o látex, ¿cuál es la diferencia fundamentales entre los tres?

Las almohadas de fibra se caracterizan por ser transpirables y frescas, ya que el aire circula por su interior y así la humedad se absorbe mejor. Se podría decir que son unas buenas aliadas de las personas calurosas. Además, se pueden lavar sin problemas y eso favorece bastante la higiene durante el descanso.

Por su parte, las almohadas viscoelásticas, aunque más firmes, se adaptan perfectamente gracias al comportamiento termosensible de este material, favoreciendo un completo descanso cervical.

Las almohadas de látex tienen una textura suave y agradable, que llevan al cuerpo a una profunda sensación de confort. Poseen una estructura de células abiertas que aportan una alta transpirabilidad, durabilidad e higiene.

En todos los materiales hay diferentes grosores y niveles de firmeza para adaptarse a tus necesidades.

Beneficios para la salud

Desde el Consejo General de Colegios de Fisioterapeutas de España (CGCFE) nos recuerdan que una buena elección  de la almohada ayuda a “prevenir la aparición de alguna patología por una postura inadecuada de cabeza, columna y hombros”.

De hecho, es un elemento tan personal que los fisioterapeutas incluso recomiendan que las parejas no compartan la misma almohada, precisamente por el hecho de que cumple una misión para cada persona, “adaptada a su morfología y sus hábitos de sueño”.

Ayuda a descansar mejor y previene problemas de espalda garantizando la postura más correcta. Descubre la gama de almohadas de Pikolin pensadas para que tengas siempre el mejor descanso.

Valora este artículo:

Compartir:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on PinterestEmail this to someone
Si te ha gustado este artículo y quieres estar informado... ¡Suscríbete!
Email*
Checkbox:*
Escribe el texto: