Dolor de espalda y dormir bien

¿Cómo eliminar el dolor de espalda y descansar mejor?

Una de las dolencias más comunes que sufrimos es el dolor de espalda. Más del 80% de la población ha tenido lumbalgia alguna vez, siendo los hombres los que la sufren en mayor medida.

La causa más frecuente de esta patología son problemas en la columna vertebral, en la mayoría de los casos no por una alteración orgánica, sino por alteraciones en la musculatura de la zona debidos a sobresfuerzos, una mala higiene postural o por inactividad física.

Al contrario de la creencia que estos dolores remitían tras efectuar un descanso prolongado en la cama, estudios científicos demuestran que es mucho más eficaz la actividad física combinada en algunos casos con la fisioterapia.

Según Carolina de Miguel, del servicio de Rehabilitación del Hospital Ramón y Cajal de Madrid “Ante una lumbalgia, la población debe saber que el reposo es el peor enemigo de la espalda. Hay que desmitificar la lumbalgia porque muchas veces somos los médicos los que hacemos iatrogenia. Tenemos que ser capaces de transmitir que el dolor de espalda no es algo grave, que aunque se tenga más artrosis no significa que tenga que aumentar el dolor, y que la lumbalgia se puede mitigar con un tratamiento en el que la actividad física ejerce un papel fundamental».

Cuida tu postura, cuida tu salud

Otro de los motivos que debemos tener en cuenta para cuidar la espalda es nuestra higiene postural: conocer qué posturas son las tenemos que adoptar al realizar los movimientos cotidianos. Esto será de gran ayuda para nuestra espalda.
En un estudio realizado por Pikolin y el Colegio Oficial de Fisioterapeutas de la Comunidad de Madrid podemos repasar las pautas más importantes para una buena higiene postural durante el día y la noche.

De día

Pikolin posturas díaPikolin posturas díaPikolin posturas día 2

De noche

En esa misma guía podemos descubrir que las mejores para dormir sin sufrir dolor de espalda al despertar, son aquellas que permiten apoyar toda la columna en la postura que adopta ésta al estar de pie. Entre ellas encontramos la de dormir boca arriba o de lado en posición fetal.

Pikolin posturas noche

En cuanto al equipo de descanso, es aconsejable que el colchón y el somier sean firmes: ni demasiado duros ni demasiado blandos, lo suficiente para que permita adaptarse a las curvas de la espalda. La almohada, la indicada para la postura elegida. La ropa de cama ligera y transpirable. Por supuesto se recomienda que en el caso de compartir cama, el tamaño de ésta sea lo suficientemente grande como para que se pueda mantener posturas relajadas y realizar cambios posturales con mayor frecuencia y facilidad.

En Pikolin somos conscientes de la repercusión de esta dolencia y por eso proponemos una serie de pautas para minimizar sus efectos. El núcleo de colchón Normablock es un ejemplo de la investigación sobre temas ergonómicos ya que garantiza que la espalda adopte una posición correcta y natural en toda su superficie al proporcionar la firmeza necesaria en cada parte del cuerpo.

Valora este artículo: