¿Eres "alondra" o "búho"?

Dime cómo descansas y te diré cómo eres

Existen muchas maneras de descansar, casi tantas como personas. Postura, horas de sueño, tipo de colchón o almohada son entre muchos, elementos que marcan la manera de dormir de cada persona.

Pero hay algo en común: estamos diseñados para realizar la mayor parte de nuestra actividad durante el tiempo en el que hay luz solar, momento en el que nuestro cuerpo obtiene unos niveles de energía mayores, reservando las horas de oscuridad para nuestro descanso. Siguiendo ese patrón general, existen ciertas peculiaridades por las que hay personas que madrugan más y otras que alargan la hora de meterse en la cama.

Según Odile Romero, neurofisióloga jefa de la unidad multidisciplinar del sueño del Hospital Vall d’Hebron de Barcelona, todos tenemos un reloj biológico que nos condiciona para mantener los ritmos circadianos, es decir, repetir ciertas conductas todos los días a la misma hora como puede ser la de dormir. Este mecanismo se encuentra en el cerebro y es similar en  todas las personas, aunque con matices.

pikolin descanso espalda

¿Eres Alondra o Búho?

Durante mucho tiempo diferentes estudios han investigado los patrones de sueño en los individuos, llegando a la conclusión de que había dos tipos de personas, aquellos que encuentran momento físico y psicológico óptimo durante las primeras horas de la mañana, por lo que son más propensos a madrugar, y otro grupo de personas cuyo momento óptimo se da por las noches, lo que hace que su hora de irse a dormir se prolongue. A los primeros los científicos los denominan como “alondras” y los segundos son clasificados como “búhos”.

Esta clasificación podría cambiar en breve. En un reciente estudio llevado a cabo por el biólogo Arcady Putilov, se mantuvo a 130 personas despiertas durante 24 horas y se compararon los resultados obtenidos en diferentes test y su comportamiento con los realizados la semana anterior al estudio. Los resultados mostraron que había dos clases de personas, unas que se mantienen letárgicas todo el día y otras que tienen más energía, estos dos nuevos cronotipos “vagos” los primeros y “activos” los segundos.

En realidad, los 4 nuevos cronotipos, los 2 conocidos y los 2 nuevos, se dividen de una forma muy semejante.  25 de las 130 personas consultadas manifestaban tener mucha energía tanto por el día como por la noche, mientras que unas pocas más (32) señalaban que se sentían igual de cansados las 24 horas de la jornada.

La importancia de un buen descanso

Independientemente de la clasificación en la que se englobe cada persona, lo realmente importante es un sueño de calidad. Somos cada vez más conscientes de la importancia de realizar un descanso adecuado para evitar trastornos ligados a la falta de sueño.

Para lograr un buen descanso podemos empezar por pensar en uno de los puntos clave, el colchón. Un colchón de calidad, que se adapte a ti y que cubra tus necesidades y preferencias. Pikolin, el líder del descanso en España, te ofrece todas las opciones de confort para que tu descanso se perfecto y saludable. Elige el colchón y la almohada más adecuada, y levántate con las energías renovadas y sin dolores de espalda al levantarse.

Valora este artículo: